9.8.14

Rito


         Te detienes frente a mí
         mostrando un soberbio porte
         que desafía mi entereza
         El frenesí de tu carne se yergue todo poderoso.

         Desnuda tu piel
         esperas tensando los músculos
         tu mirada intenta explotar
         el más intenso de los orgasmos.

         De rodillas frente a ti
         venero lo bravío de tu miembro
         mientras se abre mi plegaria
         acomodándose al latido que me rasga.

         Empujas con fuerza
         te masturbas con mi boca
         para ser paraíso de mi lengua
         y así, reforzar mis creencias.

         En el santuario de lo hierático y lo profano
         donde postrada ante ti
         rezo todos mis pecados
         y en comunión con tu espíritu
         busco el alimento que sacie con tu placer
         ... mi propio placer.

6 comentarios:

  1. Un santuario de la lujuria y el placer. un abrazo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Desde las alturas o al nivel de las rodillas, la comunión es el elíxir del placer y la lujuria.
      Un abrazo.

      Eliminar
  2. Respuestas
    1. Si al pensarlo se tiembla, al sentirlo es el cielo habitando en el averno.
      Un abrazo Petrus.

      Eliminar
  3. palabras que hacen disparar un sinfín de fantasías

    un abrazo.

    ResponderEliminar
  4. Texto muy erótico ...

    La absolución de ...
    Surrender

    paz y amor
    1ManView

    ResponderEliminar